/media/reto-planeta.jpg

Reto: Semana para ayudar al planeta

¿Tienes más ideas de pequeños cambios para llevar una vida más sustentable? Compártelas en tus Instagram Stories y no olvides etiquetarnos como @theblankletter, ¡compartiremos todos los tips con nuestra comunidad!

Explore

Planeta tierra llamando a (inserta aquí tu nombre)… El planeta te necesita, cada vez más. Las contingencias ambientales, los desastres naturales y la extinción de especies son su forma de decirnos que lo estamos destruyendo y si aún no estás haciendo nada para reducir los daños que le hacemos diariamente con nuestro estilo de vida, aquí tenemos una mini guía que te ayudará a poner manos a la obra y reducir tu impacto ecológico.

¿Por dónde empiezo? Es la primera pregunta que nos hacemos cuando intentamos llevar un estilo de vida sustentable, por eso creamos este reto para todos los y las que quieren reducir su huella de carbono.

Sabemos que no es tan fácil hacer cambios drásticos de un día a otro, por eso decidimos dividir el reto en pequeños cambios, así cada día irás probando una nueva forma de ayudar al planeta y podrás darte cuenta que no es tan difícil como parece. La idea es que empieces haciendo cada uno de estos cambios una vez por semana (o más, si es posible) y que poco a poco vayas integrándolos en tu día a día hasta que se vuelvan parte de tu rutina.

Lunes: Haz #MeatlessMonday

El Meatless Monday, en español “lunes sin carne” es una iniciativa a nivel global que invita a las personas a dejar de consumir carne animal un día a la semana. Ojo: No pretendemos que dejes de comer carne por siempre, esa es una decisión personal y nadie puede obligarte a hacerlo. El objetivo de este movimiento es invitarnos a comenzar la semana consumiendo más frutas, verduras, legumbres, granos y otros alimentos saludables para así reducir el consumo de grasas saturadas y colesterol.

El chiste es que ese día de la semana que elijas no consumir carne tus comidas sean balanceadas (no se vale reemplazarla por pan, pasta y demás carbohidratos). No olvides que el consumo de proteína es súper importante para tu cuerpo, así que asegúrate que en tus platillos haya alimentos como frijoles, lentejas, quinoa, espinaca, hongos, etc.

Hablando del impacto ambiental del #MeatlessMonday, estudios han confirmado que alguien que incluye carne animal en su dieta, consume 160% más recursos naturales que aquellos que llevan una dieta basada en plantas, esto debido a la infraestructura que se requiere para mantener al ganado y distribuir los productos provenientes de él.

Martes: Báñate en 5 minutos

La crisis del agua es un problema a nivel mundial que debería preocuparnos a todos. Una forma en la que podemos poner nuestro granito de arena es tomando duchas diarias de máximo cinco minutos ya que, además de ahorrar agua, también estarás ayudando a disminuir las emisiones de CO2. La OMS asegura que en un baño de diez minutos podemos gastar hasta 200 litros de agua, mientras que uno de cinco minutos estaremos gastando 95 litros (para que te des una idea, esta última es la cantidad de agua que una persona bebe en 50 días).

Recuerda cerrarle al grifo mientras te enjabonas o te lavas el pelo y abrirle solo cuando debas enjuagarte. También te recomendamos aprovechar al máximo el agua sobrante y colocar una cubeta o un balde mientras te bañas, para después usar el agua recuperada para el inodoro o incluso para lavar tu ropa.

Miércoles: Desconecta los electrónicos que no uses

De acuerdo con la CFE, los aparatos electrónicos y eléctricos en modo stand by consumen entre el 5% y el 10% del total de la electricidad consumida en todos los hogares. Algunos ejemplos son: el foquito rojo que se enciende cuando “apagas” la tele o la cafetera, dejar tu celular cargando toda la noche, el teléfono inalámbrico o el reloj del microondas que tal vez nunca volteas a ver. Trata de conectar los aparatos solo cuando vayas a utilizarlos y desconectarlos en cuanto ya no los necesites, obviamente hay excepciones como el refrigerador que deben estar conectados siempre si no queremos que la comida se descomponga.

Un punto extra si tu refrigerador y otros electrodomésticos cuentan con el sello “FIDE”, una estampita de color verde que garantiza que ese equipo o dispositivo es de alta eficiencia energética.

Jueves: Comparte transporte o usa transporte público

Si sueles viajar sola en tu coche y tienes rutas establecidas (por ejemplo, de tu casa a la oficina y viceversa), consigue compañeros de viaje que necesiten un ride hacia alguna parte de tu trayecto. Pregúntale a tus compañeros de oficina o acércate al área de Recursos Humanos de tu oficina y pon un aviso en el boletín. Además de acompañarte en el camino y hacer que el tráfico se haga más leve, esto ayudará a reducir el número de autos circulando en las calles.

Si de plano no conoces a nadie que pueda necesitar un ride hacia tus rumbos, existen apps como BlaBlaCar o la nueva función de Waze llamada Carpool con las que puedes encontrar compañeros de viaje fácilmente.

También es buena idea dejar descansar el coche de vez en cuando y tomar el transporte público, así no te aburrirás de tomar la misma ruta todos los días, te dará tiempo de leer y hasta escuchar tu podcast favorito en el camino.

Viernes: No uses desechables ni plásticos de un solo uso

Parece fácil, pero si te pones a pensar en todas las cosas que consumes diariamente y contienen plástico desechable, te darás cuenta de lo difícil que resulta este punto: tu café matutino, los arándanos que compraste en la maquinita, el plástico en el que venía envuelto el pan de tu sandwich… Es difícil ¡Pero no imposible! Evitar los plásticos de un solo uso te enseñará a valorar los productos que no lo tienen y hacer compras más inteligentes poco a poco.

Sábado: No desperdicies ningún alimento

Este es otro punto que parece fácil, pero cuando te pones a pensar en ese jitomate que no te comiste y ya se descompuso en el fondo del refrigerador, la ensalada que venía como acompañante de tu platillo en un restaurante o quizá hiciste una fiesta de cumpleaños y sobró demasiada comida y ahora no sabes qué hacer con ella. Sabemos que a veces estas situaciones son inevitables, por suerte existen apps como OLIO, en la que puedes regalar la comida que ya no necesites, desde lo que hay en tu refri y ya no consumirás porque saldrás de viaje, hasta una caja de tés que sabes que nunca te vas a tomar, entre mil cosas más. Descubre más sobre OLIO en esta nota.

Domingo: Invita a alguien a unirse al reto

Cuando ya hayas comprobado lo fácil que es incorporar estos pequeños pasos a tu rutina diaria, la mejor forma de seguir ayudando al planeta es pasando la voz, así cada vez seremos más y el impacto será aún mayor.

¿Tienes más ideas de pequeños cambios para llevar una vida más sustentable? Compártelas en tus Instagram Stories y no olvides etiquetarnos como @theblankletter, ¡compartiremos todos los tips con nuestra comunidad!

Newsletter

¡Tienes un nuevo mail!

Recibe cada semana en tu mail una selección curada de noticias. Inspírate a construir el estilo de vida de tus sueños y descubre cosas, lugares y proyectos cool. Psst… ¡es gratis!