/media/mascarillas-caseras-buenas-malas.jpg

Mascarillas caseras: ¿son buenas o malas para la piel?

Descubre lo que hay detrás de algunos de los ingredientes más usados en las mascarillas caseras y conoce las consecuencias que pueden ocasionar en tu piel.

Pretty

Cada vez nos encontramos con recetas más exóticas de mascarillas caseras que prometen acabar con todas nuestras imperfecciones en la piel pero, ¿realmente funcionan?

Miel, avena, aceite de coco, huevo, azúcar, limón, maicena, canela… No, no estamos hablando de los ingredientes que necesitas para hornear un pastel, esos productos —y muchos otros que seguramente encontrarás en tu cocina— ahora también forman parte de las rutinas de skincare de miles de personas en el mundo, desde que las mascarillas DIY ganaron popularidad.

De acuerdo con Google Trends, en marzo de 2020 la búsqueda de “mascarillas caseras” se disparó un 75% en el mundo entero.

El aislamiento fue, sin duda, uno de los factores que nos incitaron poner a prueba estas recetas que invadían nuestras redes sociales, ya sea por simple curiosidad, por querer adoptar un estilo de vida low waste o incluso, por falta de recursos.

Por desgracia, las mascarillas caseras no solo pueden ser poco efectivas, también pueden llegar a dejar consecuencias en la piel como enrojecimiento, inflamación y hasta salmonela.

Le preguntamos a la Dra. Nelly Espinoza —una destacada dermatóloga con doctorado en medicina especializada en acné, alergias de la piel y rejuvenecimiento facial— cuál es su opinión sobre las mascarillas caseras para la piel y esto fue lo que nos dijo: “Algunas pueden funcionar con los ingredientes adecuados y en ciertos pacientes; pero en la mayoría resulta contraproducente”.

Cada piel tiene necesidades diferentes y reacciona de maneras distintas y, aunque puede que un ingrediente no te cause ningún problema, siempre será bueno pedir la opinión de un experto antes de aplicar un producto casero.

“Es mejor evitar automedicarse, incluso con mascarillas o skincare, recordemos que puede salir peor el remedio que el mal”, afirma la dermatóloga.

Cuidado con los ingredientes caseros

También le preguntamos a la Dra. Nelly Espinoza sobre los posibles efectos en la piel de algunos de los ingredientes naturales más usados en las mascarillas y esto fue lo que nos dijo:

Limón

“El limón es extremadamente ácido y puede irritar la piel y generar más efectos negativos que beneficios como la fitofotodermatosis, que es una reacción química con la exposición de este cítrico y los rayos UV en la que se observa inflamación enrojecimiento y hasta ampollas que luego deja manchas oscuras”.

Miel

“La miel tiene características terapéuticas y antibacterianas inclusive en el tratamiento de heridas. Se le atribuyen propiedades emolientes, humectantes, calmantes, entre otras. Sin embargo, dependerá de la concentración y su combinación para lograr los efectos deseados”.

Huevo

“Aunque pareciera que da un efecto tensor al secarse, los efectos negativos pueden ser peores, desde una irritación o alergia hasta una infección por salmonela. NO se recomienda aplicar huevo crudo en la cara”. También es importante aclarar que no debemos satanizar todos los remedios naturales. Hay algunos que la Dra. Nelly aprueba: “pepino, miel, bolsitas de té (verde, negro), avena, moras azules y yogurt griego. Estos últimos ricos en alfahidroxiacidos (AHA)”.

La mejor alternativa a las mascarillas caseras

A diferencia de los productos de belleza que fueron especialmente formulados para aplicarse sobre la piel, los productos caseros no cuentan con conservantes, por lo que pueden oxidarse fácilmente y causar daños irreversibles en la piel.

La Dra. Nelly resalta la importancia de seguir una rutina de belleza con productos aprobados por dermatólogos, para evitar exponer a tu piel: “En ocasiones recurrimos a las mascarillas caseras con ingredientes naturales/orgánicos para intentar ser más nobles con la piel, pero recordemos que existen excelentes opciones compatibles incluso para las pieles más sensibles, una opción es el exfoliante ultra suave de Cetaphil, el cual remueve las células muertas y da brillo a la piel, deja la piel limpia y suave, pero sobretodo está probado por dermatólogos así que ayuda a la piel de tu rostro sin exponerte a los efectos secundarios de los remedios caseros”.

Cetaphil tiene, además del exfoliante que recomienda la dermatóloga, una amplia gama de productos hipoalergénicos, sin fragancias y no comedogénicos, aptos para todo tipo de pieles y para toda la familia.

Entre nuestros favoritos de la marca para una rutina de skincare sencilla y muy completa, se encuentran la Loción Limpiadora, ideal para remover maquillaje, la Loción Facial Hidratante de Día, que contiene ácdo hialurónico y la Loción Liposomal Cetaphil Sun con FPS50+.

Conclusión ¡Ten cuidado! Antes de aplicar cualquier ingrediente o alimento directamente sobre tu piel, consulta a tu médico de confianza e infórmate sobre las posibles consecuencias.

“Lo mejor es siempre un tratamiento personalizado por tu dermatólogo, ya que cada piel es diferente, así que acude a un especialista para tratar tus problemas de la piel”, afirma la Dra. Nelly ¡y no podemos estar más de acuerdo con ella!

Newsletter

¡Tienes un nuevo mail!

Recibe cada semana en tu mail una selección curada de noticias. Inspírate a construir el estilo de vida de tus sueños y descubre cosas, lugares y proyectos cool. Psst… ¡es gratis!